“Se procederá a la eliminación de la deducción por vivienda para los nuevos compradores a partir de 2013”. Esta frase pronunciada el pasado miércoles por Mariano Rajoy podría haber levantado falsas expectativas entre aquellos que se benefician actualmente dela deducción. Esta permite al contribuyente desgravar el 15% del importe destinado a pagar la hipoteca con un límite de 9.040 euros, es decir, 1.356 euros anuales. Un total de 40.680 euros para una hipoteca a 30 años.
De momento ya se ha eliminado la compensación por compra anterior a 2006 y ahora el gobierno podría optar por introducir un límite en la deducción por vivienda o incluso suprimirlo. De hecho durante el 2011 y hasta que el nuevo ejecutivo lo derogó, se ya se limitó la deducción a rentas inferiores a 24.100.-€.
Sin embargo, si la deducción se limitara o eliminara no sería apropiado hablar de retroactividad ya que la medida no implicaría la devolución de las desgravaciones anteriores si no la eliminación de las futuras. Se trataría únicamente de la eliminación de un incentivo fiscal no de un derecho.

Deixa un comentari

L'adreça electrònica no es publicarà Els camps necessaris estan marcats amb *